Salud Terapias Naturales

Biomagnetismo

Biomagnetismo

Imanes Curativos

Los imanes son una de las terapias alternativas más populares actualmente, tiene sus orígenes en la magnetoterapia, la cual es una terapia que consiste en la aplicación de medianos y/o potentes imanes para combatir virus y otros gérmenes que provocan enfermedades severas.

Este sistema terapéutico fue desarrollado por el Doctor Isaac Goiz, originario de México. El Dr. Goiz hizo inéditos y trascendentes descubrimientos como, por ejemplo, el concepto del “par biomagnético”, el cual consiste en la utilización adecuada de los polos de los imanes para tratar afecciones y dolencias. Las investigaciones del Dr. Goiz superan notoriamente lo que había conseguido la magnetoterapia, cuyos orígenes son muy anteriores en el tiempo.

La Magnetoterapia

La magnetoterapia descubrió hace mucho el uso de los dos polos de los imanes. Los dos polos de los imanes se les conoce como polo negativo (norte) y el polo positivo (sur).

El polo sur (positivo) de los imanes es empleado para activar, impulsar y fortalecer los procesos biológicos del organismo. El polo positivo es dinamizador, energético y vitalizante, proporciona energía por lo que se utiliza en casos de debilidades y desgarros musculares, fracturas de huesos y ligamentos, esguinces, cicatrización de heridas, rehabilitación, etc. Así mismo, el polo positivo es empleado y recomendado como analgésico y antiinflamatorio

El Polo Norte (negativo) del imán tiene un efecto opuesto. Este lado se destaca por tener propiedades relajantes, detiene los procesos nocivos que influyen al organismo y esta indicado para calmar o suprimir el dolor, así como para combatir procesos inflamatorios.
Estas conclusiones de la magnetoterapia comenzaron a difundirse en el área de la salud y el mercado confeccionó diversos dispositivos para aprovechar los efectos curativos de los imanes, usándose en diversas zonas del cuerpo.

Algunos de los dispositivos de la magnetoterapia que destacaron fue la cama con imanes con polaridad norte apuntando hacia la persona que duerme con la finalidad de relajarle y aliviar dolores o tensiones. Sin embargo, uno de los inconvenientes de este tipo de magnetoterapia es que la persona permanece demasiado tiempo bajo el influjo del campo magnético de polaridad negativa, lo cual no se sabe aun si cause algún efecto secundario o las consecuencias que pudiese tener esto a mediano o largo plazo.

Se debe considerar que el cuerpo tiene sus propias polaridades magnéticas, y hacer uso de los imanes requiere de ciertas precauciones.

Biomagnetismo

El Dr Goiz adaptó las técnicas convencionales del magnetismo cambiando los lapsos de tiempo del uso de los imanes, dando periodos de 15 a 25 minutos de aplicación en imanes pequeños de alta potencia, y otros tiempos según los imanes y las circunstancias personales de cada persona. Los imanes del biomagnetismo se aplican por pares con ambas polaridades, y se van ubicando en sitios muy específicos del cuerpo donde se ocultan virus, bacterias, hongos o parásitos, los cuales deberán ser identificados previamente.

¿Cómo es que actúan los imanes?

Cuando los gérmenes están bajo la influencia del magnetismo del imán, no resisten el impacto magnético y mueren, lo cual facilita la recuperación de enfermedades y dolencias en un gran porcentaje de casos.

Este par de imanes empleados en la terapia biomagnética corresponden al descubrimiento genial del “par biomagnético” del Dr. Goiz, un hallazgo que dio un enorme salto adelante de de la magnetoterapia.
Algunas de las grandes ventajas del biomagnetismo son:

  • Es una terapia alternativa no invasiva, ya que no se usa nada que entre al cuerpo como pastillas jarabes o artefacto para sanar.
  • No es dolorosa, es ideal para los niños y personas que temen el dolor
  • Es una terapia complementaria eficaz para ayudar al cuerpo a restablecer su equilibrio y armonía.
  • Se puede usar en una gran variedad de casos como artritis, heridas, alergias, infecciones, problemas respiratorios, diabetes, lúmbago, sinusitis, asma, tunel carpiano, menopausia, problemas del colon, depresión, gastritis, anemias etc.
  • Es una terapia que es de aplicación y efecto rápido.
  • Hay muchos objetos útiles que se pueden usar para apoyar la curación como cojín de colchón, almohadillas, zapatos, plantillas magnéticas, brazaletes, etc. También existe un imán giratorio en un reposapiés, el cual se puede colocar, por ejemplo, debajo de un escritorio en el trabajo o delante del sofá.
  • No es un tratamiento costoso y se puede emplear en todas las personas.

Recomendaciones:

Se recomienda  que durante las sesiones con imanes, la persona se apoye con una dieta de calidad la cual ayudara a acentuar y potenciar el efecto de los mismos. Se debe tener siempre en mente que el alimento es una de las bases fundamentales de la curación, los imanes pueden ser un gran apoyo pero combinados con ciertos hábitos saludables.  Beber agua suficiente es una de las recomendaciones principales para que el cuerpo recobre su equilibrio.

Es necesario buscar siempre consejo de un profesional de la salud y de los imanes para utilizarlos de forma efectiva.

http://www.biomanantial.com/

Deja un Comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies